Viernes 21 de mayo de 2021 | Oporto

Mejores zonas para tomar algo en Oporto

Vive la noche como un auténtico portuense

Mejores zonas para tomar algo en Oporto

Después de meses desaparecidas, las terrazas han vuelto a tomar las calles y las plazas de Oporto, y con el buen tiempo es difícil resistirse a sentarse en alguna de ellas y disfrutar de un rato para nosotros. Pero, ¿adónde debemos dirigirnos para encontrar las zonas con mejor ambiente? En este artículo responderemos a esa crucial pregunta.

 

Praça de Batalha

 

Entre el Teatro Nacional de São João y la Iglesia de São Ildefonso se extiende esta plaza en la que se encuentran varios bares con terrazas, algunos de ellos tan míticos como el Gazela, el hogar original del cachorrinho, el perrito caliente picante típico de Oporto. No resultará difícil decidir dónde sentaros, pues veréis que algunas terrazas están abarrotadas e incluso tendrán cola… ¡señal de que a los portuenses les encantan!

 

Praça dos Poveiros

 

Muy cerca de la anterior, tanto que casi la podemos considerar una misma zona. Se trata de uno de los lugares de ambiente más alternativo de la ciudad, aunque hay grandes diferencias de un extremo a otro de la plaza. El lado más cercano a Batalha es una continuación del ambiente que encontramos en aquella plaza, con locales perfectos para beber unos finos de cerveza y tomarnos unos cachorros o incluso una francesinha, como República dos Cachorros o Santa Francesinha. En el centro de la plaza hay terrazas algo más cuidadas, y también se encuentra uno de los locales de peregrinación gastronómica de Oporto: Casa Guedes con su famoso Sande de pernil.

En el lado opuesto de la plaza se concentra el ambiente alternativo que mencionábamos antes, con dos terrazas de las más baratas que dan cita a lo más underground de Oporto y donde en ocasiones parece que el tiempo se ha detenido en los años 80.

 

Largo de Mompilher

 

Y pasamos al oeste de la Avenida de los Aliados para cambiar totalmente de ambiente. El largo o plaza de Mompilher hace de nexo entre la calle Picaría y calle Conceição, ambas llenas de restaurantes, pubs e incluso una cervecería artesanal, A Fábrica. El ambiente aquí es más moderno, podríamos decir que más hípster. En el propio largo de Mompilher hay cuatro terrazas, una de ellas perteneciente a un pintoresco kiosko rojo que sirve mojitos y caipirinhas que te transportarán a una playa tropical. En las calles aledañas tenemos muchas opciones para cenar, con restaurantes portugueses tradicionales y vanguardistas, así como locales de comida brasileña, asiática, mexicana o italiana, entre otros.

 

Galerias de Paris

 

Llegamos aquí al epicentro de la fiesta portuense. Las galerías son tres calles paralelas (Conde de Vizela, Cándido dos Reis y Galeria de Paris) llenas de pubs. Antes de la pandemia, cualquier día de la semana era día de fiesta en las galerías, llenas de una concurrencia que mezclaba universitarios, locales y turistas. Algunos locales, como el que lleva el mismo nombre Galeria de Paris, son totalmente icónicos por su decoración y la atmósfera que se respira en ellos. Actualmente (mayo 2021 por si lees esto más adelante) la mayoría de locales se encuentran aún cerrados por las restricciones impuestas por el coronavirus. Sin embargo, ya se ve la luz al final del túnel y algunos de ellos ya están abriendo, con las pertinentes restricciones de aforo y horarios.

 

Cordoaria

 

La zona universitaria por excelencia. Al lado del rectorado de la Universidad y extendiéndose hasta el mismo parque de Cordoaria encontramos toda una hilera de bares y terrazas donde los jóvenes se dan cita cada noche para tomarse algo en grandes vasos de plástico, transitando entre las terrazas, el parque y el templete que se sitúa entre ambos.

 

Praça de Carlos Alberto

 

Muy cercana a la Universidad, la Praça de Carlos Alberto supone una especie de puente entre las Galerias, la Cordoaria y el largo de Mompilher. Su situación central respecto a estas otras tres zonas la convierte en un espacio único en el que se mezclan todos estos ambientes, con locales más universitarios como espaço 77 y otros más hípster como Embaixada. La plaza también es un lugar muy agradable para cenar, con restaurantes de muchos tipos, desde pizza a comida portuguesa, y los fines de semana también es escenario de un mercadillo.

 

Ribeira

 

Hemos dejado para el final la zona que más turistas atrae, y es que es también, para nosotros, la menos recomendable. Por supuesto sus vistas del río son incomparables, pero también lo son sus precios, mucho más altos que en el resto de lugares que hemos comentado. Además, es muy difícil encontrar portuenses en esa zona, absolutamente turistificada, por lo que nuestra recomendación es pasear por la Ribeira, tomar algo si se quiere por la tarde disfrutando del sol y las vistas, pero volver hacia la Baixa para, por la noche, experimentar algo de la auténtica atmósfera local de Oporto.

Etiquetas: Ocio , Oporto , restaurantes

Compartir: