Lunes 25 de junio de 2018 | Oporto

La fiesta de San Juan

La noche más corta e intensa del año

La fiesta de São João

Este pasado 23 de junio, como cada año, la ciudad de Porto se preparó para una de sus noches más festivas. Desde primera hora de la tarde, un río humano se precipitaba hacia el Duero, cayendo como una cascada continua desde la céntrica Rúa das Flores hacia la Praça da Ribeira. La música y la cerveza portuguesa completaban el ambiente junto a unos desconcertados turistas, que no entendían por qué los lugareños les golpeaban en la cabeza con martillos de goma.

Pero, ¿qué tiene que ver San Juan con los martillos? Poco, la verdad. Sin embargo, uno no vive la noche del 23 al 24 de junio como un portuense si no recibe y da unas cuantas marteladas. Esta tradición comenzó en 1963, cuando un industrial de la ciudad, llamado Manuel Boaventura, creó el juguete del martillo y lo ofreció a los estudiantes en la fiesta de la Queima das Fitas. Tras el éxito, los estudiantes volvieron a sacar los martillos a la calle en la noche de San Juan, y al año siguiente más gente quiso unirse a esa curiosa costumbre de saludarse con un amistoso golpe de martillo en la cabeza. A los cinco años, los martillos inundaban completamente la ciudad, y el ayuntamiento trató de prohibirlos alegando que no formaban parte de la tradición.

El resultado de aquel intento es evidente para cualquiera que se acerque a Porto en San Juan. Y es que así son las tradiciones: se les añaden elementos, otros se retiran, se altera su significado... cambian, en definitiva. Desde hace miles de años, la madrugada del 24 de junio se celebra la llegada del verano y la noche más corta del año. Ha sido fiesta pagana y cristiana, ha tenido hogueras, ajos, sardinas y martillos. Solo un elemento permanece inalterado: el ánimo de diversión. Así que no lo dudéis, y si queréis vivir una noche mágica e inolvidable, acercaos a Porto el próximo 23 de junio.

Compartir:

Esta web emplea cookies. Si continúas navegando entendemos que aceptas nuestra Política de cookies.