Jueves 13 de febrero de 2020 | Lisboa

Estación de Rossio, arquitectura llena de historia

Estación de Rossío, arquitectura llena de historia

La céntrica estación de Rossio, en el centro de Lisboa, es una de las visitas obligadas de la ciudad. La estación está considerada como una de las más bellas de Europa y su majestuosa presencia no pasa desapercibida. ¿Quieres descubrirla? En este artículo te contamos algunos de los detalles que te invitaran a visitarla. Toma nota.

 

La estación de O Rossío es uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad y figura entre las terminales ferroviarias más bellas de Europa.

 

Estación de Rossio: su historia

La estación de tren de Rossio es uno de los edificios más atractivos de la ciudad. Ubicada en el centro de la Baixa, la estación se construyó a finales del siglo XIX por encargo de la Compañía Ferroviaria Real Portuguesa.

Corría una época de eclosión del ferrocarril por lo que las estaciones de tren se habían convertido en un motor económico de las ciudades. La terminal lisboeta se sumó a esta tendencia y O Rossio figura actualmente entre las estaciones más bonitas de Europa.  

El arquitecto, Luís Monteiro, realizó un edificio en estilo típicamente manuelino, mezclado con elementos del romanticismo característico de la época en la que se construyó. El edificio está presidido por un gran reloj, algo también muy frecuente en las estaciones ferroviarias que se alzaron en esta época.

Al edificio se accede por dos grandes puertas en forma de dos grandes herraduras. En esta estructura se relaciona con la leyenda que relaciona la llegada a caballo del rey Sebastián I, el deseado para reclamar su trono perdido con la invasión de Felipe II.

El edificio de la estación está clasificado como inmueble de interés público desde 1971. Actualmente, la estación comunica Lisboa con la ciudad de Sintra y otros puntos cercanos del área suburbana de la capital.

 

Estación de Rossio: su arquitectura

La estación se encuentra entre la plaza de Rossio y la plaza de los Restauradores, enfrentando su fachada principal a la entrada del Teatro Nacional Dona Maria II. En el primer golpe de vista, la decoración de su fachada y su céntrica ubicación nos pueden llevar a pensar que estamos ante un teatro o un edificio palaciego.

Pero su monumental aspecto exterior nos da paso a una estructura interior que nos llama la atención por la estructura de los andenes, por encima del nivel del suelo, dos pisos por encima del vestíbulo de entrada. La explicación es fácil. La estación está ubicada en una de las colinas del Barrio Alto y fue preciso adaptar las instalaciones ferroviarias a este desnivel.

Los techos de la estación están formados por una imponente estructura de hierro forjado más de 20 metros de altura sobre los nueve andenes. Esta techumbre se atribuye a Gustav Eiffel en su etapa portuguesa en la que realizó el puente Luis I de Oporto y otras obras, en algunos casos ya desaparecidas.  

Durante toda su historia y debido a los cambios en sus usos, la estación ha sufrido sucesivas renovaciones. Es importante prestar atención a los paneles de azulejo sobre leyendas de Lisboa y representaciones de productos portugueses.

El plan de renovación más importante fue abordado en 1996, modernizando los accesos, organizando el estacionamiento en el área circundante y conectando con la estación de metro de la Plaza de los Restauradores.

 

Free tour Lisboa. ¡Deja que te enseñen la ciudad!

La estación de Rossío se ha convertido en algo más que una terminal ferroviaria. Las características del edificio atraen diariamente además de los viajeros, a miles de turistas ¿Quieres sacar partido a tu visita?

No lo dudes. Participa en el free tour Lisboa en la visita guiada más recomendada de la ciudad. Deja que te enseñen la ciudad de otra manera. Recorrerás la Baixa, el Chiado, las plazas del centro histórico. Tu viaje será una experiencia distinta que tú mismo podrás valorar.

¡Reserva plaza aquí! Tú eliges la fecha y la hora. Ven a Lisboa y disfruta con nosotros.

Etiquetas: lisboa , Lugares , turismo

Compartir:

Esta web emplea cookies. Si continúas navegando entendemos que aceptas nuestra Política de cookies.