Domingo 17 de mayo de 2020 | Lisboa

El tranvía 28

Uno de los símbolos más icónicos de Lisboa

El tranvía 28

El tranvía 28 representa la imagen más icónica de la ciudad, una pequeña evocación al pasado que viaja sobre raíles. Pero hablar del tranvía no es solo hacerlo de un recuerdo, ya que en la actualidad podemos disfrutar de diferentes recorridos por la ciudad de las siete colinas en este medio de transporte. Hoy vamos a conocer como movernos en O Elétrico de Lisboa ¿Subimos?

Un poco de historia sobre raíles

El tranvía supuso toda una innovación en su época y una verdadera revolución en la vida de los lisboetas. La red tranviaria de la ciudad se desarrolló a partir de las líneas de los denominados "coches americanos", tranvías tirados por caballos. En 1900 se instalaron vías y catenarias junto a un nuevo generador eléctrico a carbón para su funcionamiento, y un año más tarde se inauguró la primera línea de Cais do Sodré a Algés.

La red de tranvías se expandió de manera paulatina hasta la creación del metro. Después llegaron los autobuses y el tranvía se convirtió en un elemento en desuso, ya que no era ni tan cómodo ni tan rápido como el metro, ni tenía tanta movilidad como el autobús. Valorando esta situación, el ayuntamiento de la ciudad en lugar de clausurar el servicio decidió mejorar algunos vagones para el uso turístico, dejando las líneas que unen los principales monumentos de la ciudad abiertas al público.

Actualmente la empresa concesionaria, Carris, emplea a 165 conductores. La flota de vehículos suma un total de 58, entre los que destaca de forma indudable el tranvía número 28.

Recorrido del tranvía 28:

Desde la Plaza de Martim Moniz, en las faldas de Mouraria, esta antigua maquinaria nos lleva por el corazón de Lisboa. Toda una experiencia, eso sí, nos tocará hacer cola, pues es muy turístico. Sus paradas se encuentran entre la Baixa, Bairro Alto, Basílica de Estrela y el Cementerio dos Prazeres. Este tranvía pasa por la Iglesia de Santo Antonio, la Catedral de Lisboa, los miradores del barrio de Alfama o el Castillo de San Jorge, entre otros muchos puntos de interés turístico. Este es el motivo principal de su fama, pero advertimos que el viaje no es muy cómodo por la aglomeración de turistas, recomendamos mejor otros recorridos alternativos.

Otros recorridos:

  • Tranvía 24: nos llevará desde la Plaza de Luis Camoes, entrada al Barrio Alto hasta la zona de Campolide, un barrio cien por cien local. Allí podrás disfrutar de sus innumerables restaurantes a buen precio. Este tranvía además tiene paradas en el mirador de San Pedro de Alcántara, el parque de Príncipe Real o el Jardim das Amoreiras, algunos de los rincones más bohemios y pintorescos de la ciudad.
  • Tranvía 25: nos adentra en los barrios de Santos y Lapa, joyas históricas olvidadas donde podremos ver la Lisboa más alternativa, con sus museos y cafeterías. Al igual que el tranvía 28, el recorrido comienza en el Cementerio dos Prazeres y acaba en la Plaza da Figueira, o viceversa.
  • Tranvías 15 y 18: que llegan a los barrios de Alcántara y Belém, aunque tardan más que los trenes de cercanías y el primero de ellos suele ser también muy concurrido.
  • Tranvía 12: esta tiene su punto de inicio y retorno en la famosa Plaza da Figueira, pasando por Alfama y sus miradores. Mucho menos masificado, es la mejor alternativa al tranvía 28.

 

Consejos útiles                                                                             

  • Evita aglomeraciones. Los tranvías no tienen aire acondicionado y solo constan de 20 asientos, por lo que es recomendable no usarlo entre las 10 y las 19 horas, especialmente en verano.
  • Si queremos despistar a los carteristas lo mejor es no dejar las mochilas y bolsos sin vigilancia.
  • Utiliza tu tarjeta de viaje, cuestan 0,50€ y se adquieren en las máquinas del metro, con ella los viajes te costsrán solo 1,50 euros. Lo más importante es que son recargables. Lo mejor para conocer la ciudad con una visita guiada y desplazarte hasta tu hotel es el pase 24 horas (6,40 euros) y puedes usarla tantas veces como desees en el metro, autobús o tranvía desde la primera validación.
  • El horario de funcionamiento depende de cada línea, descarga y utiliza la aplicación Carris si quieres tener la información en directo. La mayoría de los trayectos por el centro tienen un horario de 08:00 a 20:00.
  • El precio de un billete de compra directa al maquinista es de 3€ por persona.
  • Los recorridos son lineales. Es decir, si bajas en cualquier parada o al final del recorrido, debes pasar la tarjeta en los puntos de validación o pagar otro viaje para volver (a excepción de la 12 que es circular).

Nuestros guías expertos te darán más recomendaciones en nuestro Free Tour donde podrás ver y fotografiar el famoso tranvía 28. Y si quieres hacerte esa foto de postal que publicar en tus redes sociales, anímate a conocer las historias de los barrios más castizos. Ven a nuestro recorrido por Alfama y Mouraria. ¡Te esperamos!

Etiquetas: atracciones , lisboa , vacaciones

Compartir:

Esta web emplea cookies. Si continúas navegando entendemos que aceptas nuestra Política de cookies.